Este viernes 31 de julio, a las 15:00 horas, ha comenzado la segunda operación salida del verano, marcada por la dificultad para hacer una previsión concreta sobre los desplazamientos por carretera. Esto se debe a la situación sanitaria actual, donde la evolución de la pandemia aún es una incógnita.

Este mes de julio se han registrado 37 millones de desplazamientos de largo recorrido, un 11,15% menos que los producidos en el mismo periodo del año anterior. Este descenso de la movilidad ha sido más evidente en los fines de semana. Sin embargo, la caída no se refleja en los niveles de accidentalidad, que solo se han reducido en un 5%. En total ha habido 100 accidentes mortales y 109 personas fallecidas, 6 menos que el año anterior.

Medidas para facilitar la movilidad

Los medios desplegados por la DGT para facilitar la movilidad en carretera continuarán los fines de semana de agosto. Se han habilitado carriles reversibles, señalización dinámica en paneles, paralización de obras y restricciones a la circulación de camiones que transporten mercancías peligrosas o vehículos que precisen una autorización especial para circular.

Además, para vigilar que se cumplen las normas de tráfico, habrá 1.324 puntos de control de velocidad, 216 cámaras de control de teléfono y móvil, 11 drones, 15 furgonetas camufladas y la presencia de los agentes de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil.

5 recomendaciones de la DGT para evitar más muertes este verano

Para evitar más muertes, las autoridades piden a los conductores tener en cuenta las siguientes recomendaciones:

  • Actuar con responsabilidad. No estamos solos en la carretera, ni tampoco en las calles, en los bares o en las playas. Por eso, es necesario actuar con responsabilidad y cumplir las normas establecidas.
  • Usar el cinturón de seguridad y el casco en todos los desplazamientos, del mismo modo que debemos llevar puesta la mascarilla. Todos estos elementos reducen los riesgos de accidente y la propagación del virus.
  • Mantener la distancia de seguridad es un requisito necesario en carretera, que debe formar parte de nuestro día a día. El cumplimiento de los límites de velocidad puede ayudar a garantizar este espacio mínimo entre vehículos.
  • Estar pendiente en todo momento de la conducción, evitando distracciones como el uso del móvil. Esta actitud reduce el riesgo de accidentes. Otra buena práctica es lavarse las manos antes y después de tocar el volante, ya que así se reducen las posibilidades de contagio.
  • No pensar “esto a mí no me pasará”, porque cada año en España mueren más de 1.700 personas en accidentes de tráfico.